Más de 130 países acordaron un impuesto de sociedades del 15%

Este viernes un total de 136 países concertaron un impuesto de sociedades del 15% a nivel mundial a partir de 2023, acción que busca limitar la optimización fiscal de las grandes multinacionales y la rivalidad entre países por sus impuestos.

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), indicó que esto «redistribuirá a países de todo el mundo más de 125.000 millones de dólares en beneficios de unas 100 de las multinacionales más grandes y rentables del mundo».  

Esta acción que fue promovida por la organización que tiene sede en París, acabo de perfilarse por el impulso decisivo con la llegada en enero de Joe Biden a la Casa Blanca.

«El acuerdo de hoy representa un logro único en una generación para la diplomacia económica. Hemos convertido las incansables negociaciones en décadas de mayor prosperidad», expresó la secretaria del Tesoro estadounidense, Janet Yellen.


De las 140 jurisdicciones involucradas en las conversaciones, solo 4 no se sumaron a la iniciativa, las cuales fueron Kenia, Nigeria, Pakistán y Sri Lanka.

El secretario general del organismo, Mathias Cormann, expresó que este impuesto “hará que nuestros acuerdos fiscales internacionales sean más justos y funcionen mejor”.

Esta tasa mínima del 15% se applicará a toda empresa multinacional que facture más de 750 millones de dólares. Según la OCDE, esto generará unos 150.000 millones de ingresos impositivos anuales.

“Es una gran victoria para un multilateralismo más equilibrado y eficaz. Es un acuerdo ambicioso que garantiza que nuestro sistema fiscal internacional cumple su propósito en el marco de una economía mundial digitalizada y globalizada. Ahora debemos de trabajar rápido y de manera diligente para asegurar la implementación eficiente de esta gran reforma”, agregó Cormann.