Fueron asesinados dos hombres cerca de El Amparo

Fabio Rivera, ajusticiado
Fabio Rivero, uno de los ajusticiados cerca de El Amparo

La violencia continúa en la frontera, también del lado venezolano. Este jueves 6 de enero pobladores del caserío Orichuna de la población de El Amparo, municipio Páez del Alto Apure, reportaron que fueron asesinados dos hombres.

Las víctimas fueron identificadas como Francovit Villalo y Fabio Rivero, quienes eran tío y sobrino, respectivamente. Ambos se dedicaban a la venta de gallinas en esta población fronteriza con Arauca. Sus cuerpos sin vida fueron localizados en el sector Chispitero del caserío.

Según las primeras informaciones los comerciantes iban a bordo de un camión por la barriada cuando fueron interceptados por un grupo de hombres armados, quienes les propinaron varios disparos a quemarropa sin mediar palabra alguna.

Quienes les conocían aseguran que uno de ellos fue acribillado dentro del vehículo y el otro trató de huir pero también fue alcanzado por los tiros.

Dicen desconocer las razones del por qué este doble homicidio ya que “era trabajadores comerciantes de El Amparo y de una familia muy querida por acá”. Aseguran que fueron ajusticiados.

Pobladores de la zona claman porque cese la violencia también en esta parte de la frontera colombo venezolana. De este lado ya serían 4 las víctimas aunque esto no ha sido confirmado por las autoridades venezolanas.

El lunes 3 de enero se conoció de la muerte de dos hombres en El Amparo y el barrio Vara de María de Guasdualito en dos hechos distintos.

Sin embargo, en declaraciones que dio a Radio Fe y Alegría Noticias el gobernador de Apure Eduardo Piñate aseguró que todo estaba “normal y tranquilo de este lado de la frontera”.

Por su parte, los párrocos de El Nula, La Victoria y Ciudad Sucre emitieron un pronunciamiento a mediados de esta semana en el cual manifiestan su preocupación y angustia por estos recientes hechos que siguen golpeando, aseguran, a la población civil de estos territorios que acompañan pastoral y espiritualmente.

Francovit Villalo, uno de los ajusticiados/Cortesía
Este es el camión en el cual viajaban las víctimas/Cortesía