Partidos políticos sancionados se rebelan ante acciones del TSJ

Foto: CNC

Los representantes de los 4 partidos políticos de oposición que han sido intervenidos mediante decisiones de la Sala Constitucional del TSJ, rechazaron lo que ellos llaman “la maniobra del brazo judicial de la dictadura de Nicolás Maduro para adueñarse de las tarjetas electorales, símbolos y logos de nuestras organizaciones para intentar ‘convalidar’ su próximo show electoral”.

Uno de los primeros intervinientes en la rueda de prensa de este miércoles 17 de junio fue el diputado a la Asamblea Nacional, Henry Ramos Allup, quien aseguró seguir siendo el secretario general de Acción Democrática (AD).

Afirmó que el oficialismo, utilizando varias instituciones, inició estos ataques después de percatarse de que en la Asamblea Nacional se estaba avanzando en la consolidación para unas elecciones justas.

“Después se le ocurrió quitarle las tarjetas a los partidos, para que las tarjetas estén en la boleta y simular que está participando Acción Democrática, Primero Justicia y Un Nuevo Tiempo”, alertó el parlamentario.

Ramos Allup agregó “la supuesta Asamblea Nacional que va a salir de ese CNE no va a tener el reconocimiento de ningún país de la comunidad internacional, esta Asamblea va a seguir siendo reconocida, y tenemos que prepararnos para seguir siendo diputados hasta que hayan elecciones constitucionales”.

“Invitó” al ahora su “enemigo” Bernabé Gutiérrez “a ver si es capaz de venir a tomar la casa principal de Acción Democrática… vamos a ver si se atreve”, ubicada en el sector El Paraíso de Caracas.

PJ en rebeldía permanente

Por su parte, el diputado a la Asamblea Nacional, Alfonso Marquina, miembro de la dirección nacional de Primero Justicia, reiteró que “en Venezuela no hay Estado de derecho, y por eso nuestra lucha, la lucha de estos partidos es un Gobierno de Emergencia Nacional que permita convocar elecciones presidenciales”.

“Si la solución de Venezuela pasara por tener una nueva Asamblea Nacional, nosotros hace mucho tiempo hubiésemos puesto nuestros cargos a la orden, pero la solución para Venezuela es sacar a Nicolás Maduro de Miraflores”, afirmó Marquina.

UNT con sus barbas en remojo

Seguidamente, la diputada zuliana Nora Bracho en representación de Un Nuevo Tiempo, denunció que “hemos recibido durante la rueda de prensa la noticia de que ese autodenominado TSJ ha emitido una solicitud para despojar a Un Nuevo Tiempo de sus tarjetas. Debo decirle a todos los sectores, que podrán retirarnos las tarjetas pero no podrán retirarnos el cariño del pueblo ni impedir que sigamos luchando por todos los venezolanos que hoy están sufriendo”.

Un ex alcalde por VP

El ex-alcalde de Chacao, Emilio Graterón en representación del partido Voluntad Popular, llamó a la unidad de todos los factores y sectores del país.

“Es el momento de activarnos con más valentía que nunca, en la cola de la gasolina, de la comida, del gas, ahí nos veremos porque seguiremos trabajando por Venezuela, día a día sin parar hasta lograr la libertad. No vamos a parar hasta lograr que cese la usurpación”, agregó.

Al cierre, el diputado Juan Guaidó anunció que próximamente estarán dando a conocer una agenda de protestas que incluiría acciones de calle en todo el país.