Tres indígenas de Bolívar salieron heridos en medio de protesta

Indígenas heridos Bolívar
Foto: Correo del Caroní

En medio de una protesta por parte de indígenas Pemones pertenecientes a las comunidades Sororopan, Inaway, San Miguel, Araima Tepui y Hoboshirima, del sector Tierra Blanca, en las inmediaciones de la Troncal 10, del municipio Sifontes de Bolívar, salieron heridos 3 originarios al ser atacados por grupos criminales.

El suceso se registró el miércoles 13 de enero cuando se generó el reclamo de los indígenas por la ocupación ilegal de uno de sus depósitos que usan para sus actividades económicas.

Los indígenas denuncian que uno de estos grupos irregulares intentó ocupar a la fuerza un galpón que ellos utilizaban para vender sus productos artesanales y sus cosechas.

En el enfrentamiento resultaron heridos en la cara y en la cabeza «el capitán de Hoboshirima, Junior Francis, cuando intentaba grabar un video. Otros dos indígenas, uno de ellos de la guardia territorial indígena, fueron golpeados al tomar fotografías del hecho», reseña el medio local Correo del Caroní.

Denunciaron que integrantes del llamado «sindicato» llegaron armas potentes a querer ocupar las instalaciones y en ese momento se produjo la confrontación.

“El terreno está en zona indígena y bajo su resguardo, pero los grupos armados quieren asumir ese galpón porque está en un sitio estratégico, en la troncal y en una zona donde están colocando plantas de procesamiento aurífero (…) Si ellos dejan que los indígenas tomen el terreno, le van a evitar el acceso a la mina”, dijo un habitante de Las Claritas, citado por el periódico.

Luego del hecho los originarios decidieron trancar la vía para rechazar los atropellos, ataques y amenazas de los grupos que controlan las minas de la zona.

La tranca duró cinco días. Todo el transporte de carga y el comercio en la zona quedaron paralizados. Los comerciantes se quejaban de la acción.

Este lunes 17 de enero, en horas de la tarde, acordaron levantar la protesta al consensuar con el gobernador de Bolívar Ángel Marcano y autoridades militares de la región.

Aunque no se conocen los detalles del acuerdo, se conoció que se establecieron mesas de trabajo con las diferentes instituciones estatales presentes, “con la finalidad de garantizar la protección social de las comunidades indígenas del sector Cuyuní, municipio Sifontes del estado Bolívar”; y se buscó un “mecanismo consensuado” para levantar el cierre de la troncal 10.

A través de un comunicado las comunidades Sororopan, Inaway, San Miguel, Araima Tepui y Hoboshirima rechazaron la intromisión de grupos irregulares y supuestos consejos comunales en su decisión de ocupar y poner en funcionamiento el galpón abandonado desde hace más de 30 años.

“Esta decisión está siendo perturbada por grupos armados que controlan ilegalmente las minas en nuestro territorio, provocando una situación tensa y violenta contra los miembros de la comunidad y las autoridades”, dijeron en el documento.