Un Trump recuperado se enfila a la campaña presidencial

Foto: referencial.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, retomó su campaña este viernes pese a las dudas sobre su recuperación tras haber sido hospitalizado por Coronavirus, en busca de acortar su desventaja en las encuestas frente al candidato demócrata Joe Biden.

A 25 días de las elecciones del 3 de noviembre, Trump afirmó que el tratamiento experimental que le administraron “es una cura” para el nuevo coronavirus y anunció dos actos públicos, uno el sábado en Washington y otro en Florida el lunes.

“Les puedo decir que es una cura”, dijo en el programa de radio de Rush Limbaugh, un famoso locutor de derecha, en referencia al cóctel de anticuerpos Regeneron que tomó.

El mandatario afirmó que el tratamiento es “mejor que una vacuna” contra este virus, que ha dejado más de 212 mil muertos en el país, más que en ningún otro lugar del mundo.

La salud de Trump, de 74 años, sigue generando interrogantes, pese a las afirmaciones de sus médicos y a sus intentos de volver a salir en campaña y dejar atrás la cuarentena.

En una entrevista emitida en la noche del viernes por Fox, dijo estar “libre de medicación” y “no tener problemas para respirar”. Asimismo, declaró que le volvieron “a hacer las pruebas y aún no he averiguado los números ni nada (…) y sé que estoy en la parte inferior de la escala o libre”.

A la presión de la campaña se suma el hecho de que los demócratas que controlan la Cámara de Representantes propusieron crear un panel para evaluar la capacidad de los presidentes para gobernar.

La líder de la Cámara Baja, la demócrata Nancy Pelosi, afirmó que el proyecto “no se trata del presidente Trump”, quien “se enfrentará al juicio de los votantes”. “Pero muestra la necesidad de crear un proceso para los futuros presidentes”, agregó. Es hora de analizar su “disociación de la realidad”.

En la entrevista con Limbaugh, Trump sugirió por primera vez que había estado cerca de la muerte, si no fuera por el tratamiento. “Gracias a eso estoy hablando contigo hoy”, aseguró tras hacer referencia a un amigo suyo que murió de COVID-19.

El mandatario afirmó que después los médicos le dijeron que “estaba entrando en una fase muy mala”. “Ya sabes lo que eso significa”, indicó. El jueves su médico, Sean Conley, anunció que desde el sábado Trump podrá retornar a sus “compromisos públicos”, de forma “segura”.