Merideños no pueden pagar la cena navideña

Imagen referencial. Radio Fe y Alegría Noticias

Algunos merideños se sienten desmotivados pues aseguran que los productos para elaborar las hallacas, el pernil y el pan de jamón están costosos.

Sol Dugarte, habitante de San Jacinto, en la parroquia Jacinto Plaza, explicó a Radio Fe y Alegría Noticias que los precios de los productos, la pérdida y migración de familiares, además del bajo sueldo que percibe, hacen no se celebre como años anteriores.

“Este año no es como en otras navidades donde uno podía celebrar en familia y mantener la mesa llena de pan de jamón, hallacas y pernil. Ahorita los sueldos sólo alcanzan para medio comer”, señaló Dugarte.

Por su parte María Sánchez, habitante del sector Bella Vista, apuntó que el 24 de diciembre lo pasará como un día normal, mientras que el 31 preparará un pollo con ensalada y pan salado. Para ella, realizar la tradicional cena navideña se hace complicado ante los precios de los productos.

“Uno sale a comprar y todo está por las nubes. Si acaso haré un pollo y ensaladita, pero pan de jamón y hallacas no se pueden comprar. Todo está muy caro”, aseguró Sánchez.

Aunado a los costos de los productos, se suma la falta de los servicios básicos en los hogares merideños como el agua potable, electricidad y gas doméstico.

Otros sí harán el esfuerzo

Isabel Avendaño, habitante de El Valle, sí realizará las tradicionales cenas del 24 y 31, con un aproximado de 120 hallacas, ensalada y pan de jamón.

“Aunque sea poquito, sí se hace la tradicional cena navideña. Los precios diariamente aumentan pero nosotros compramos todo con tiempo. Este año yo creo que en mi hogar no se quedará nada por fuera porque gracias a Dios siempre nos provee en estas navidades”, aseguró Avendaño.

Para José Maldonado, habitante de la comunidad de Belén, parte de su familia se reunirá en estas navidades en casa de su hermana mayor, donde cada año colaboran para realizar la tradicional cena navideña.

“Todos los años nos reunimos en casa de mi hermana, hacemos las cenas de 24 y 31 donde todos colaboran para realizar las hallacas, ensalada y otro plato si las circunstancias lo permiten”, apuntó.