Plataneros del Zulia piden más días de trabajo

Los vendedores de plátano en el centro de Maracaibo solicitan a las autoridades civiles extender los días de trabajo en Las Pulgas.

Además piden que sean seguidos, de lunes a viernes, y no con días intermedios porque eso ocasiona la perdida de plátanos y por lo tanto, en sus ingresos económicos.

José Vera dijo a Radio Fe y Alegría Noticias que el plátano es un producto que no se puede retener porque se ponen malos.

“Vivimos del día a día, la venta de plátano es el sustento para mantener mi hogar”, expresó.

Los plataneros se ven obligado a retener los plátanos porque los días permitidos para laborar son interdiarios: lunes, martes, jueves y sábado, y en ocasiones no venden toda la mercancía en un solo día por lo que tienen cuantiosas pérdidas.

El pasado 8 de abril, el gobernador Omar Prieto había decretado que los mercados a cielo abierto de Maracaibo trabajaran solo 3 días de la semana. Sin embargo, una semana después, Prieto decidió extender un día más de trabajo tras la petición de los comerciantes que manifestaban la disminución de sus ingresos.

De esta manera los vendedores de plátanos del casco central esperan una respuesta por parte de las autoridades civiles. Aseguraron que la restricción de horario laboral en marco de la cuarenta social les ha perjudicado porque viven de los ingresos diarios.

Dichas medidas han sido tomadas para evitar el contagio de la COVID-19 en la región, según lo expuesto por las autoridades.

Denuncian extorsión de efectivos de seguridad

El presidente de la Asociación de Plataneros del Estado Zulia, Osvaldo Márquez, denunció que algunos efectivos de los cuerpos de seguridad extorsionan a los camioneros que despachan los plátanos.

Lissette Prado, vendedora de plátanos, aseguró que la policía no deja pasar a los camiones que surten los plátanos que tiene que pagar de 5 a 10 dólares o 300 mil bolívares en efectivo.

Mientras que Gustavo Rosa, también vendedor de plátano, aseguró que cuando los camiones regresan de despechar mercancía fuera de Maracaibo, también deben pagar hasta 500 mil bolívares a efectivos de seguridad.

El sector platanero se siente intimidado por los cuerpos de seguridad además de preocupados. Esperan que el gobierno inicie las investigaciones y tomen acciones por el bienestar de todos.